15 mar. 2010

Issue

Es muy difícil adorar al Demonio cuando se tiene un desorden compulsivo.